Crowdsourcing y los nuevos modelos de negocios sostenibles

Alan Weisman ha publicado un libro titulado » La cuenta atrás»  en el que nos propone nuevas fórmulas para crear un mundo más sostenible y al que augura poco tiempo tal y cómo lo conocemos debido principalmente a la superpoblación y de cómo esto afecta  al sobrecalentamiento de la atmosfera, alteraciones de los océanos, y ecosistemas creados. En esta superpoblación hay un factor sumamente importante y que se debería tener más en cuenta que es la necesidad de las poblaciones más subdesarrolladas a querer ser cómo las desarrolladas, y esto tiene una consecuencia dramática ya que están tomando como ejemplo sociedades desarrolladas que realmente son insostenibles. Pero en todo este movimiento hay aspectos en el que creo se está produciendo nuevos entornos que hacen que la sociedad pueda ser sostenible, la clave para que este cambio sea efectivo es la trasnformación de sociedades basadas en estado o países a ciudades económicamente equilibradas y adecuadas a las nuevos parámetros sociales.  El premio Nobel de Economía Joseph E. Stilitz nos habla en una artículo muy interesante en la página de opinión Project Syndicate titulado «La luz de esperanza brilla para las ciudades»  sobre cómo una ciudad como Medellín en Colombia se  está transformando con modelos de sostenibilidad que son además ejemplos para otras grandes ciudades del mundo. A la conclusión que puedo llegar en este sentido es que en el futuro al tener el protagonismo las ciudades sobre los países, las ciudades tenderán a ser más independientes por lo que sus modelos serán más adaptables a las nuevas sociedades, sólo como dato, se estima que en 2050 habrá más de 700 millones de ciudades en el mundo.

En todo este paradigma los modelos de negocios deben ir adaptándose a los cambios y las nuevas empresas o startups no pueden generarse basándose en modelos pasados y presentes sino en modelos sostenibles enfocados en las ciudades, de hecho muchas grandes empresas ya están trabajando de manera tan comprometida en este cambio que son ellas mismas las que están cambiando los modelos de negocios existentes. Las variables principales que las grandes empresas están trabajando están basadas en la importancia que van a tener las ciudades en un futuro muy breve y basan estos cambios en la forma de suministrar sus productos o servicios, en el paralerismo del e-commerce con el negocio ofline, y  en la diversificación de los productos de manera continua. En empresas como Amazon  o Google están revolucionando los sistemas  de distribución y diversificación de productos basadas en estas variables de las que hablamos.

Por tanto las nuevas empresas o startups deben enfocarse en dar servicio a las nuevas sociedades basadas en el crecimiento sostenible y cosmopólita y que además están formadas e informadas, llegando a situaciones en el que el cliente puede saber más de tu producto que la propia empresa. En estos modelos la participación del consumidor en el proceso de venta es crucial, empresas como  Huawei están siendo muy conscientes de ello y están llegando al mercado con modelos basados en esa participación de los clientes. Os dejo un artículo sobre cómo Huawei ha sido capaz de diferenciarse de Apple gracias a la innovación del modelo de negocio basado en la participación del cliente.

El economista Joseph Shumpeter argumentaba ya hace un siglo que el posicionamiento de la innovación estaba equivocado ya que lo que importa es la competencia por el mercado, no la competencia dentro del mercado, afirmación con la cual estoy totalmente de acuerdo, y que además se está demostrando cada día con más certeza. Teniendo en cuenta  lo anteriormente dicho nuevos modelos de negocios basados en el crowdsourcing están implantándose en el mercado con grandes perspectivas, ya que son modelos alternativos y sin duda más sostenibles que los actuales ya que están basados en la participación del consumidor  ante el producto, y no desde el ofrecimiento del producto al consumidor. Estos nuevos modelos están siendo utilizados cada vez más por sociedades con más confianza hacia las empresas ya que son las empresas las que están recogiendo la información del consumidor para adaptarse al mercado, y ese es su única misión, es por ello que son mucho más sostenibles que las empresas tradicionales. Además la adapatabilidad de las empresas crowdsourcing a los nuevos entornos es más fiable y necesaria en la sociedad que las tradicionales. Os dejo una charla muy interesante sobre cómo la sociedad actual requiere empresas crowdsourcing mucho más que las tradicionales.

[youtube id=»VBhxy8z-0Hw#t=197)» width=»620″ height=»360″]

Escribir comentario